Blog

Disfruta de nuestros artículos y compártelos con tus amigos

Tags en el tema de "ajahn" RSS icon


Meditación Vipassana

Respeto y admiración

Quiero comenzar diciendo que muestro mi admiración por los grandes maestros en esta tradición que exponen su saber  de manera que fascina. Algunos de ellos por mi conocidos, otros leídos me muestran una vía o un camino que cuando menos aporta otra dimensión del conocimiento interior y/o tranquilidad y equilibrio.

 Maestros de Meditación Vipassana

 Goenka, Mahashi Sayadaw, U Pandita, Webu Sayadaw, Ajahn Chah, Cristopher Titmuss,  Ajahn Sumedo, Joseph Goldstein, Jack Kornfield, Amadeo Solé-Leris, Munindra,(aquí le vemos bajo el Bodhi Tree o árbol de la iluminación en Bodhgaya) Sunlun Sayadaw, Dalai Lama,  U Ba Khin, Nyanaponika Thera, al igual que distintas generaciones de maestros meditativos, enseñan a indagar y a desentrañar el contenido de nuestra mente.

 

Vipassana o visión cabal

 El significado de Vipassana viene a ser "Visión Cabal", es decir, ver la realidad tal y como es sin interpretaciones, juicios o identificaciones. Ver las cosas tal y como son, no significa verlas como nos parecen que son, sino que implica  gradualmente llegar a percibirlas y experimentarlas en su auténtica reaalidad momento a momento, sin distorsión mental basada en el deseo y la reacción continuada de la mente.

 No se trata de detener  el funcionamiento de lo mental y lo físico s fin de alcanzar una vivencia del Espiritu. sino lo que se debe hacer es percibir y darse cuenta de  la auténtica forma del funcionamiento de nuestra realidad psicofísica, la cual es percibida de manera distinta a como se capta en la vida cotiidiana, bajo la fascinación del deseo, el apego y la ignorancia.

tres características de la existencia

 Hay tres características de la existencia en nuestra realidad psicofísica (Nama-Rupa)

 Anicca o impermanencia

 Anatta, lo impersonal, donde no hay ni un yo ni un espíritu

 Dukkha, insatisfacción o sufrimiento

  Alcanzar el estado de sabiduría implica la comprensión vivencial de que todo lo mental y físico es: Impermanente, impersonal y genera insatisfacción.

Los fundamentos de la atención

 Buddha postula la práctica de la meditación Vipassana a partir del trabajo con los "Cuatro Fundamentos de la Atención", que establecen el dirigir la atención mental, no a la concentración en un solo punto, sino a la observación atenta, ecuánime y desapasionada de estos cuatro fundamentos de la atención: cuerpo, sensaciones, mente y contenidos de la mente; es decir, el conjunto de la unidad psicofísica.

 La observación atenta, ecuánime, desapasionada, no juzgadora, y arreactiva de lo que constituye lo interno, permitirá ir penetrando en la vivencia de percibir este "yo" impermanente, que tantas veces creemos "permanente"; lo estable y satisfactorio en inestable e insatisfactorio.

  La meditación posibilita la toma de contacto con un estado interno indescrptible más allá del ego, pero en lo cotidiano nos enseña a vivir despiertos, atentos y con plenitud.

 

 

 


El que ríe de último...

 

Enseñanzas de Ajahn Chah

 Ajahn Chah, gran maestro tailandés de meditación de quien tantos occidentales aprendieron - Ajahn Sumedho, Ajahn Amaro, Jack Kornfield, Joseph Goldstein, Sharon Salzsberg - contaba una graciosa anécdota  y, daba a entender como actuar en caso de burla y abuso.

 Ajahn Chah, cuyas enseñanzas sobre el budismo eran profundas y al mismo tiempo sencilla, basadas en la Tradición del Bosque en Tailandia,  solía enfatir el camino de la plena atención y en todo momento en la vida cotidiana, y comentaba asimismo, que "no se medita por razones egoístas sino que se practica con el fin de comprendernos y así enseñar a otros como lograr la paz".

 Comentaba, " que una práctica continua, nos lleva a sentirnos satisfechos con nosotros mismos y con lo que tenemos"

Una anécdota contada por Ajahn Chah

 Contaba que cerca de su monasterio había una base aérea norteamericana y, que en una ocasión, un soldado americano viajaba en un rickshaw (medio de transporte muy típico en Asia) desde la base hacia la ciudad. En los suburbios de la ciudad pasaron por una calle donde algunos amigos del conductor estaban en el exterior de un bar completamente borrachos.

 "¡Eh!" gritaron en Thai. "¿Adonde llevas a ese "perro callejero?," riéndose a grandes carcajadas y señalando al soldado americano. Por un momento, el conductor se sintió alarmado. El soldado era un indiividuo muy fornido, y en Tailandia cuando a alguien se le llama "perro callejero y sucio", supone un grave insulto que suele acabar en pelea. Sin embargo, el soldado permanecía muy tranquilo, contemplando el paisaje. Obviamente, no entendía la lengua Thai.

 El conductor del rickshaw, decidiendo participar de las bromas de sus amigos, les gritó: "¡LLevo a este "sucio perro" y lo voy a tirar al Moon River para que desaparezca el olor que desprende!".

 Ante todas estas palabras, el conductor y sus bebidos amiigos reían a costa del americano, quien permanecía impasible.

 Cuando llegaron a su destino, el conductor extendió su mano para recibir el importe del viaje y el soldado, dándose la vuelta, lentamente comezó a alejarse del lugar.

 El conductor, muy excitado, comenzo a correr detras de él y en un inglés defiiciente pero comprensible lr gritaba: "!Eh señor! Págueme mis dólares!"

 A todo esto, el soldado americano, calmadamente se dió la vuelta y con un perfecto acento Thai le dijo: "Los perros no tienen dinero"