YC INSTITUTE ®

ES | EN

Lotus or lilly for blog

Img banner es

Blog

Disfruta de nuestros artículos y compártelos con tus amigos

Tags en el tema de "enseñanzas" RSS icon


Sathya Sai Baba

En el fallecimiento de Sathya Sai Baba

El domingo día 24 de Abril, de 2011,falleció en Puttaparthi, Sathya Sai Baba que había sido hospitalizado el 28 de Marzo y en la última semana había empeorado de manera irreversible con complicaciones múltiples, siendo la causa de su fallecimiento un fallo cardiorespiratorio.

 Sai Baba de 84 años de edad, había nacido el 23 de Noviembre de 1926, era quizá la figura religiosa más destacada del pasado siglo y contaba con millones de seguidores en todo el mundo.

 Para sus seguidores, Satya Sai Baba era un dios viviente, un Avatar, una encarnación de la divinidad.

Darshan de Sai Baba

 Parte de su atractivo y fama se debía a la materialización de objetos como anillos, relojes, collares y sobre todo el famoso vibhuti (ceniza). Durante su darshan, los devotos y asistentes vivían una experiencia para ellos imborrable.

  Sai Baba alegaba que era la reencarnación de Sai Baba de Shirdi, considerado un famoso santo de finales del siglo diecinueve y principios del veinte en Maharastra, quien había muerto ocho años del nacimiento de Sai Baba.

 La figura de Sai Baba siempre ha estado rodeada de misterio y controversia, ya que muchos escépticos consideran que simplemente utilizaba una serie de trucos en sus materializaciones y que por otra lado nunca se prestó a ser estudiado por la ciencia.

 Su organización en base a donaciones millonarias ha establecido instituciones educativas, escuelas, hospitales, construcción de casas, proyectos de suministros de agua potable así como otros muchos servicios.

 El fantástico hospital en Puttaparthi, el Sri Sathya Sai Institute of Higher Medical Sciences con 220 camas proporciona tratamiento médico y quirúrgico gratuito, siendo inaugurado por el Primer Ministro Narasimha Rao el 22 de Noviembre de 1991.

Sai Baba de Shirdi

  Un guru muy reverenciado en la India es Sai Baba de Shirdi (1835-1918), también conocido como Shirdi Sai Baba, de quien como he dicho anteriormente, Sathya Sai Baba se consideraba su reencarnación. Shirdi que se encuentra en el estado de Maharashtra, está a unos 300 kilómetros de Mumbai.

 Shirdi Sai Baba, combinó elementos  en sus enseñanzas tanto del Hinduismo como del Islam, promoviendo el amor, el perdón, devoción y paz interior, atribuyéndole sus seguidores por otro lado, "poderes" de los cuales dió muestras a lo largo de su vida.  

Sus enseñanzas y biografía son cuando menos interesantes el adentrarse en ellas. Sus orígenes son más bien desconocidos pero su figura despierta gran devoción, y de ello he tenido oportunidad de comprobarlo en la India.

Hoy en día, son millones los peregrinos de todos los credos que visitan el Samadhi Shrine donde está enterrado.

Vivencias con Sai Baba

 En mis visitas a Puttaparthi he tenido experiencias interesantes y he observado el fervor de las masas pendientes de la llegada de Sai Baba, esperando verlo, tocarlo, con una devoción y atención nuca vista.

 Cuando aparecía caminando con lentitud, saludando y, sus devotos postrándose incesantemente a sus pies, él moviendo su mano con el gesto miles de veces repetido materializando el vibhuti, sintiéndose afortunados aquellos que lo recibían. aceptando cartas que iba recogiendo o bien manteniendo encuentros individuales o con grupos.

Todos quería beneficiarse de su darshan, su presencia, su visión. Realmente era un espectáculo multitudinario digno de ser vivido. En cualquier otro instante me extenderé sobre mis visitas y experiencias con Sai Baba.

Los "milagros" de Sai Baba

 Sus incondicionales y devotos (no voy a hacer aquí un estudio de la "fenomenología de la religión", aunque no estaría nada mal), siempre han hecho alusión a sus "milagros" e incluso comentan que se les ha aparecido en sus países de origen o bien han recibido mensajes suyos o incluso han curado alguna de sus enfermedades.

 Sathya Sai Baba residió la mayor parte del tiempo en el ashram principal denominado Prashanthi Nilayam (La morada de la más elevada paz) en Puttaparthi.

Durante el verano solía permanecer en su otro ashram, Brindavan, en Kadugodi, Whitefield. ciudad en las afueras de Bangalore. Ocasionalmente visitaba su Sai Shruti ashram en Kodaikanal.

 Millones de sus devotos lloran su pérdida, mientras los más escèpticos sacarán a relucir sus críticas y se plantearán si se ha comportado más como un mago que como un ser religioso o espiritual. El tiempo lo dirá.

 En muchas de mis charlas he sido preguntado por Sai Baba.

Enseñanzas

En este caso quiero hacerme solo eco de este pensamiento suyo, el cual define la esencia del hinduismo:  "Yo soy Dios y tu también lo Eres. La única diferencia entre tu y yo es que mientras yo soy consciente de ello, tu no lo eres." La misma esencia está en realidad en todos.

Finalizo cuando menos con unas palabras de Sai Baba que vienen a ser inspiradoras y que por su universalidad tienen plena vigencia:

Existe una sola religión, la religión del amor

Existe una sola casta, la casta de la humanidad

Existe un solo lenguaje, el lenguaje del corazón

Existe un solo Dios. Es Omnipresente.

 

 


Bhagavad Gita

Bhagavad Gita

El/la Bhagavad Gita, el Canto (Gita) del Señor (Bhagavan), es la escritura y poema hindú más famoso y reconocido. Para la mayoría de los hindúes es su principal texto devocional y en estos últimos tiempos, existe en todo el mundo gran interés en sus enseñanzas filosóficas y religiosas.

Diálogo entre Krishna y Arjuna

 El Gita está compuesto en verso y en sánscrito, en el que se recoge un hermoso diálogo entre Krishna - a quien se le considera Dios - y el guerrero Arjuna, a quien Krishna instruye a lo largo de dieciocho capítulos con su doctrina moral y religiosa.

Mahabharata

 El Gita aparece en el libro sexto del gran poema épico, el Mahabharata, considerado el más extenso en todo el mundo. El Mahabharata es una vasta recopilación de leyendas, mitología reliigiosa, y enseñanzas filosóficas, teológicas y éticas.

Kauravas y Pandavas

 El tema central es la disputa entre dos ramas de la misma familia, Kauravas y Pandavas para restaurar la soberanía. Yudhisthira, el mayor de los cinco hermanos Pandavas, había sido nombrado por su tío, el rey ciego Dhritarasthra, como su sucesor, pero los celos de su propio hijo Duryodhana,  hizo que éste retase a Yudhisthira a jugar a los dados todas sus posesiones. Yudhisthira fué derrotado y se vió obligado a exilarse con sus hermanos, los Pandavas. Al retornar del exilio reclamando parte del reino como había sido acordado y permaneciendo un año más de incógnito, se vieron forzados a luchar para recuperar su reino.

Dharma o deber

 En el épico, Krishna aparece para ayudar a los Pandavas y actúa como cochero de Arjuna, -quien pertenece a la casta de los kshatriyas o guerreros-. El diálogo que se establece a lo largo del texto, se abre en el primer capítulo  en el campo de batalla de Kurushetra.

Este lugar se considera como el símbolo  del campo del deber (Dharma), y la historia avanza en establecer lo que es correcto o incorrecto, acción e inacción, "humano, eternidad y Dios".

Los dos ejércitos, Kauravas y Pandavas se sitúan dispuestos a la lucha. Cuando Arjuna observa a los dos bandos contendientes en los que muchos de sus parientes y amigos están a punto de enfrentarse, se siente sobrecogido  por el horror de una guerra fratricida y se niega a luchar.

 

Enseñanza de Krishna

 Krishna le responde en sus enseñanzas con cuatro razones importantes para que lleve a cabo su dharma o deber como guerrero, de las cuales, la principal es que el Ser o la esencia es inmortal y continúa indicándole, qué es la acción en la inacción, los distintos tipos de Yoga y como alcanzar la inmortalidad.

Necesidad de interpretar el texto por distintos maestros y eruditos.

 El Gita no es siempre fácil de entender, Hay referencias a nombres y lugares y pasajes díficiles de explicar. Por otro lado, el contenido del Bhagavad Gita y sus versos, son interpretados con muy diversos comentarios por diferentes eruditos, maestros, filósofos y estudiosos.

Personajes del Baghavad Gita

 Hay personajes centrales en el Gita que sería prolijo situar y explicar con detalle para una buena comprensión del texto. Lo único que se me ocurre, es recomendar el participar en uno de nuestros cursos para su entendimiento.

Personajes :

Krishna y Arjuna, sobre quienes se apoya ell diálogo. Krishna representa y simboliza a la manifestación o Encarnación de Dios, Maestro, Guru. Arjuna, el ser individual que busca respuestas y conocimiento.

Vyasa, a quien se le asigna la autoría del Bhagavad Gita.

Dhritarastrha - Rey de los Kauravas, que es ciego.

Pandu, hermano de Dhritarasthra y padre de los Pandavas.

Los Pandavas, son cinco hermanos, de los cuales Arjuna es el tercero.

Yudhistira, primogénito de los Pandavas

Duryodhana, primogénito de los Kauravas, ambicioso con gran sed de poder.

Bhisma, maestro de ambos clanes.

Drona, brahmin de gran conocimiento y que se convierte en el maestro dearmas.

Draupadi, la esposa de los cinco pandavas.

Sanjaya, tiene el poder de saber lo que sucede en el campo de batalla    entre ambos bandos y lo va narrando al rey ciego Drhitarastrha.

 


La impaciencia

Historia de la impaciencia

Verdaderamente la impaciencia nos consume. Hay en nosotros una necesidad imperiosa de que las cosas se den en nuestra vida de forma inmediata; sin embargo, la paciencia es una virtud que nos llega con un firme propósito al éxito

 Un hombre estaba dispuesto a recibir enseñanzas de naturaleza espiritual. Para ello, acudió a un bosque donde vivía un afamado maestro al que encontró sentado realizando sus prácticas de meditación. El hombre, aguardó a que el maestro terminase sus prácticas, y, después de presentarse, pidió al maestro que le transmitiese sus enseñanzas.

- Permanece conmigo unos días y te iré mostrando cual es el camino hacia la liberación de la mente -.

- No, no puedo esperar tanto tiempo - dijo el hombre -. Quiero recibir tus instrucciones enseguida.

- Esta no es la actitud correcta - dijo el maestro - pero conozco un gran yogui que quizá te pueda enseñar al momento. Vive a unos cuantos kilómetros de aquí, en un bosque de mangos. Visítale en mi nombre, pero te hago un ruego: Te entrego esta cajita para que se la entregues en cuanto lo veas.

-Así lo haré, dijo el hombre -.¿Pero, estás seguro que me dará sus enseñanzas en el acto?

- Prueba a ver -.

El hombre partió precipitadamente y comenzó a caminar con paso veloz, llevando la cajita en la mano. De repente, escuchó un ruidito en la caja y sintió curiosidad por saber de que se trataba. abrió la cajita y un ratoncillo que había dentro saltó fuera de la misma y salió corriendo. Fué imposible seguirlo. El hombre cerró la cajita y prosiguió caminando.

Sentado en estado de meditación profunda se encontraba el yogui cuando llegó el hombre al bosque donde el sabio vivía.

-Perdone que le moleste swamiji. Tengo una cajita que me ha sido entregada por el maestro que vive en el bosque de banianos y que me ha dicho que os la entregara. El motivo de mi visita es que quiero recibir las más sublimes enseñanzas espirituales enseguida. Quiero que me muestres la vía de la liberación de la mente.

-Dame antes la cajita - dijo el yogui

Con mucha atención, el maestro abrió la cajita y la encontró vacía.

¿Había algo dentro?, preguntó.

-Sí, repuso el hombre vacilante-. Un ratoncito.

Y el maestro con gran firmeza le dijo:

-Si no eres capaz de cuidar un ratoncito, ¿cómo vas a tener la paciencia y madurez suficiente para recibir enseñanzas profundas? Puedes irte y no olvidies nunca que la impaciencia es uno de los grandes obstáculos para el aprendizaje espiritual.


Guru y discípulos

En el deseo que anida en nuestro interior por descubrir y experimentar algo que podamos considerar excepcional, solemos entregarnos, ser seguidores ciegos y aceptar enseñanzas que no comprobamos si son veraces o mero fruto de querer ver las cosas como nos gustaría que fuesen. Siempre es conveniente mantener una mente con capacidad de discernir.

 Como bien decía el poeta inglés William Wordsworth:"Lo que necesitamos, no es la voluntad de creer, sino el deseo de descubrir".

 En una ocasión, un guru, se dirigió al Ganges en Haridwar en el Norte de la India a fin de tomar un baño purificador, y al que iban acompañando numerosos discípulos. Este maestro, como era costumbre en él, llevaba una vasija que solía utilizar para trasnportar agua del río sagrado y situarla en el altar en su ashram.

 Al llegar a orillas del río, se sentó a meditar unos instantes y sus seguidores quedaron a cierta distancia respetando el silencio y quietud de su maestro.

 Al salir de su estado meditativo, el guru excavó un hoyo, introdujo la vasija y apiló un montón de arena encima como señal. Se levantó y se sumergió en el Ganges para tomar su baño purificador.

 Sus discípulos, sin saber la causa del montón de arena y suponiendo que formaba parte de un ritual, hicieron montones similares a lo largo del banco de arena.

 Cuando el maestro terminó su baño, se dirigió a buscar la vasija y en lugar de encontrar un montón de arena, descubrió que toda la orilla estaba cubierta de montones parecidos. Atónito, se dirigió a sus discípulos y les preguntó cual era la razón de todo aquello.

 Al saber que únicamente habían tratado de imitarle, el guru reprendió a sus seguidores al ser tan necios de llevar a cabo acciones ciegamente y sin conocer el propósito de las mismas.

 Aquí, no sería preciso añadir que encontrar la vasija no fué tarea sencilla.


Krishnamurti (/)

En Adyar, sede de la Sociedad Teosófica

 En uno de los lugares favoritos en mis visiitas a la India, se encuentra Adyar, no lejos de Madrás o Chennai como ahora se llama. La razón es por la conexión con el admirado Krishnamurti, ya que ese lugar es donde parte de la historia de la Sociedad Teosófica ha tenido gran importancia.

Personajes como Madame Blavatsky, Olcott, Annie Besan, Leadbeater, Lutyens y tantos otros son historia de la pretensión del advenimiento del nuevo Mesías y por ese motivo la S.T o Sociedad Teosófica había sido fundada.

Jiddu Krishnamurti

 Jiddu Krishnamurti nació el 11 de Mayo de 1895 en Madanapalle, pequeña ciudad del sur de la India y falleció el 17 de Febrero de l986 en Ojai. California.

Una vez "descubierto" por Leadbeater como futuro "Mesías",  empezó a recibir un exquisita educación a lo largo de unos años y la Dra Besant por entonces presidenta de la Sociedad Teosófica, con otros miembros, proclamaron a Krishnamurti como el "maestro mundial", cuya aparición ya había sido anunciada por la S.T.

 Con el fin de preparar tal advenimiento, una organización denominada la Orden de la Estrella fué creada, siendo Krishnamurti quien la lideraba.

 Sin embargo, en 1929, Krishnamurti renunció a tal cargo disolviendo la Orden con sus numerosos seguidores, devolviendo el dinero y propiedades que habían sido donadas.

 Quisiera hacer mención a parte de su discurso durante la disolución de la Orden de la Estrella, el cual me parece muy aleccionador.

La verdad es una tierra sin caminos

"Vamos a hablar esta mañana sobre la disolución de la Orden de la Estrella. Para muchos será motivo de alegría y otros se sentirán más bien tristes. Sin embargo no debiera ser causa de regocijo ni de tristeza, puesto que es inevitable como voy a explicar:

Quizá recuerden aquella leyenda en la que el diablo y un amigoo iban pasenado por la calle, cuando de pronto vieron a un hombre que recogía algo del suelo y, después de mirarlo se lo guardaba en el bolsillo.

 El amigo preguntó al diablo:"¿Qué es lo que ha recogido ese hombre?". "Ha recogido un pedazo de la Verdad", contestó el diablo. "Mal asunto para ti entonces", dijo el amigo. "Ah, no, en absoluto - replicó el diablo -; voy a dejar que la organice."

 Yo sostengo que la Verdad es una tierra sin caminos, y que no es posible acercarse a ella por ningún sendero, ninguna religión, ninguna secta. Ese es mi punto de vista, y me adhiero a él absoluta e incondicionalmente.

La Verdad, puesto que es ilimitada, puesto que está libre de condicionamiento, y no es posible acceder a ella por ninguna clase de camino, no se puede organizar, ni tampoco debería formarse ninguna organización para conducir o forzar a la gente a seguir un sendero determinado. Si empiezan por comprender esto, verán hasta que punto es imposible organizar una creencia.

La creencia es una cuestión puramente individual, y no pueden ni deben ustedes organizarla. Si lo hacen, se convierte en algo muerto, cristalizado; se convierte en un credo, en una secta, una religión que ha de imponerse a los demás. Esto es lo que todo el mundo trata de hacer. La Verdad entonces se empequeñece y se transforma en un juguete para los débiles, para los que están  sólo momentáneamente descontentos.....

 Continúa próximamente en el (II)